Blog Structuralia

Nuestro blog sobre formación en español

La importancia del estudio de impacto ambiental en los proyectos de construcción

 

La finalidad última de las grandes obras de ingeniería es facilitar la vida de las personas, ya sea mejorando el transporte como es el caso de las carreteras o haciendo posible el consumo de agua por medio de las presas y las estaciones de tratamiento de agua potable (ETAP).

Solicita asesoramiento gratuito con uno de nuestros expertos

Sin embargo durante la construcción y vida útil de estas infraestructuras es inevitable no producir impactos ambientales en sus alrededores, algunos de ellos muy importantes que pueden cambiar completamente el entorno.

Es por ello que desde la concepción del proyecto se tienen que estudiar los impactos ambientales que se van a producir, para poder tomar medidas preventivas que los reduzcan lo máximo posible o realizar un plan de compensación medioambiental que logre una pérdida neta cero en la biodiversidad y ecosistemas del entorno.

La normativa respecto a los estudios de impacto ambiental varían considerablemente según el país en el que se realice pero generalmente, para llevar a cabo un proyecto de construcción de magnitud importante es necesario anteriormente someterlo a una evaluación de impacto ambiental que los acredite y de el visto bueno para su construcción.

 

En este sentido, a continuación vamos a explicar que debe contener un estudio de impacto ambiental de un proyecto constructivo:

¿Qué debe incluir un estudio de impacto ambiental?

La estructura general de un EIA se compone de los siguientes puntos:

  • Descripción general del proyecto

Debe exponer el objeto del proyecto, la localización a la que afectará, las acciones que se realizarán, los materiales que se utilizarán durante la construcción y los tipos y cantidades de emisiones, vertidos, y residuos que se derivarán de la obra.

  • Exposición de alternativas

En ella se debe exponer las distintas alternativas estudiadas en el proyecto y la justificación de las razones de la opción finalmente elegida, teniendo en cuenta los efectos ambientales que causará.

  • Inventario ambiental

En él se deberá recoger el estado de la zona y sus condiciones ambientales antes de ejecutar las obras, la identificación de los posibles afectados por la realización del proyecto (Población, flora, fauna, biodiversidad, aire, agua, etc) y un estudio comparativo entre la situación actual y la derivada tras la construcción de la infraestructura.

  • Posibles efectos y valoración de impactos

Se deberá estimar y cuantificar los efectos directos o indirectos de las actividades a realizar respecto de los aspectos ambientales recogidos en el inventario, indicando si son positivos o negativos, continuo o discontinuo y reversibles o irreversibles.

  • Medidas preventivas y correctoras

Una vez conocido los impactos ambientales que se ocasionarán, es necesario indicar las medidas preventivas y correctoras para prevenir, reducir, eliminar o compensar los efectos negativos causados.

  • Programa de vigilancia y seguimiento ambiental

Su función será garantizar que las medidas expuestas en el anterior apartado se cumplan tanto en la fase de construcción como en la de explotación.

  • Resumen del estudio y conclusiones

Por último se hará un resumen del estudio en el que se expondrán las conclusiones sobre la viabilidad de las actuaciones necesarias para realizar el proyecto y las medidas preventivas, correctoras y compensatorias que se deberán tomar.

Una vez conoces los principales aspectos que forman un estudio de impacto ambiental, te recomendamos nuestro Máster de construcción industrializada en hormigón, en el que aprenderás las grandes ventajas que supone este tipo de construcción respecto de la tradicional, entre las que se encuentra la reducción de los impactos ambientales generados durante la obra.

asesoramiento-ingeniero-jefe-latam

Contacta con nosotros

Si tienes una pregunta, nosotros tenemos la respuesta, y si tienes una duda, te la resolveremos.

Contacta ahora